Buscar

El nacimiento del hermanito

La llegada de un hermanito puede afectar el sueño del niño de muchas formas.


Algunos consejos para evitar que esto ocurra:


  • Intentar mantener la rutina del niño lo más parecida posible a lo que era antes de que el hermanito llegara. A veces tenemos que hacer algunos cambios, para adaptar los cuidados del bebé a la rutina de la casa. Pero puntos claves cómo el ritual de antes de dormir, la hora de la cena, no deben cambiar.

  • Involucrar el grande en los cuidados del bebé.


Ejemplos:

¿Te animas a traerme el pañal que está allí?

¿Toca el agua, te parece que está bien calientita para tu hermano?

Guarda la crema por favor en el cajón

Cántale una canción, le encanta escucharte!


Lo más importante acá no es exactamente qué está haciendo el grande, es que no se sienta "olvidado" mientras estamos cuidando al bebé.


Tiempo exclusivo:


Esta parte es muy importante. Exclusivo no significa que no podes estar con tu bebé en el canguro o en el pecho mientras estás jugando o charlando con tu hijo grande. La atención es exclusiva y eso es lo que importa. Que dediques 15 minutos para estar con él, pero 100% presente. Mirando, escuchando, jugando. Este momento puede ser el ritual de la hora de dormir. En realidad, cuánto más cerca de la hora de dormir, mejor.


Charlar mucho y no dejar de felicitarlo por sus logros! Qué se sienta observado, que se sienta apoyado, que pueda expresarse cuando algo le molesta. Intenta ayudarlo, si es muy chico, a entender y expresar sus sentimientos. Si le molesta cuando el bebé llora, por ejemplo, explicarle porque llora y ayudarlo a encontrar formas de distraerse.


¿Qué otros consejos le darían a una mamá que ya tiene hijo(s) y está esperando un nuevo integrante en la familia?


Paula Roitman

Pedagoga especializada en el Aprendizaje del Sueño Infantil

1 vista